De la bebida de chufa a la horchata saludable

Nuestro colaborador, Rubén Úbeda, entrenador personal, dietista y fundador de Vitaltrain, nos aconseja sobre nutrición, entrenamiento y salud.  

¡Parece mentira que ya estemos en mayo! El tiempo se nos pasa volando. Bien entrada la primavera, agradecemos más horas de luz, más comidas en la naturaleza, entrenamientos divertidos, prácticas de yoga y muchas ganas de tomar algo fresquito. Durante la compra del sábado, encontramos Chufa de Valencia a granel y el verano se nos pasó por la mente. “¿Por qué no desayunar mañana con una bebida de chufa bien fresquita?”, pensamos… Y así fue. La verdad es que nada mejor que regalarte momentos así para ti. ¿No crees? Sin duda, para nosotros refuerzan nuestra autoestima y nos recargan las pilas para la semana de trabajo.

¿Qué podemos decir de la Chufa de Valencia? El término de Chufa de Valencia es una Denominación de Origen Protegida desde el 1995, con el fin de caracterizar el cultivo de la chufa de las distintas regiones de la Comunidad Valenciana. La forma tradicional y sociocultural de consumo es  la Horchata de Chufa. La Horchata de Chufa es una bebida que se obtiene a través de la mezcla de agua, chufa, azúcar y cáscara de limón, típicamente consumida como bebida refrescante en la zona de Alboraya. La chufa, como tubérculo, nos puede aportar muchísimos beneficios. Aquí te resaltamos algunos de los efectos positivos de su consumo tras el estudio realizado en la Universitat de València en el año 2017:
  • Previene las enfermedades cardiovasculares, la diabetes mellitus de tipo 2 y mejora las alteraciones del perfil lipídico
  • No contiene fructosa ni lactosa
  • Contiene aminoácidos con efecto vasodilatador como la arginina, de ahí sus efectos positivos para controlar la tensión arterial
  • Aporta enzimas facilitando la digestión
  • Y, es rica en vitaminas, minerales y fibra
“Pero, ¡cuidado! Según cómo la consumamos puede convertirse en un producto procesado poco saludable, debido a la gran cantidad de azúcar que le añaden a las horchatas industriales, entre otros aditivos dirigidos al mantenimiento de sus características organolépticas. No obstante, como dietistas-nutricionistas, valoramos las opciones de transformar las recetas para acercarlas a la población de una forma segura y saludable, sin dejar de disfrutar del sabor de este alimento”

Rubén Úbeda, entrenador personal, dietista y fundador de Vitaltrain

Cómo prepararla

¿Quieres aprender a preparar la chufa de una forma saludable? A continuación te contamos distintas versiones para que pases de una bebida de chufa a una horchata de chufa saludable sin azúcar añadido:
  • BEBIDA DE CHUFA. En este caso, simplemente tenemos que remojar la chufa al menos 12 horas. Pasado este tiempo, con la ayuda de la ChufaMix o con una bolsa de tela para hacer bebidas vegetales, batimos la chufa con 1 litro de agua durante 1 minuto. ¡Ya la tendremos lista para tomar en el momento!
  • HORCHATA DE CHUFA SALUDABLE. Para esta versión, realizamos el mismo proceso que para realizar la bebida de chufa descrita anteriormente. Una vez tengamos la bebida vegetal, hacemos una decocción con una ramita de canela y la cáscara de 1 limón. Así lo tendrías genial, pero si necesitas añadir un endulzante, te recomendamos el ERITRITOL, ya que sería el más respetuoso con nuestro intestino, no aporta calorías y tampoco influye sobre el azúcar en sangre.
  • HORCHATA DE CHUFA PROTEICA. Para aquellos que necesitéis cubrir con vuestros requerimientos proteicos, siempre podéis añadir 1 ó 2 cacitos de vuestra proteína de elección. Eso sí, ¡hacedlo cuando la bebida ya esté lista y refrigerada! Nosotros usamos la proteína de la marca Ovowhite con sabor neutro.
¿Os animáis a hacer vuestra versión? Que paséis un feliz día